LOS HONGOS DE MICO CORAZÓN

COLA DE PAVO


Imagen: Trametes versicolor.

El hongo cola de pavo se ve tal como lo imaginas, como una cola de pavo desplegada con rayas de diferentes colores que irradian desde los bordes. Es un poliporo, quiere decir que el cuerpo fructífero se desarrolla en la parte inferior del hongo y crece en los árboles caídos o muertos. De hecho, es muy abundante en todo el mundo. Su composición es rica en beta-glucanos, compuestos químicos que activan nuestras defensas. Estudios en investigación clínica han encontrado que el hongo cola de pavo es efectivo para ayudar a los pacientes con cáncer, cuyos sistemas inmunes se han debilitado por la quimioterapia. Además, los prebióticos en el cola de pavo fortalecen el microbioma (la flora de microorganismos en nuestro tracto digestivo) al promover el crecimiento de bacterias benévolas  que contribuyen en mejorar la absorción de nutrientes. 

CORDYCEPS 


Imagen: especie Cordyceps militaris

Cordyceps sinensis es un hongo altamente valorado en China como medicina herbal y los libros antiguos de la medicina tradicional hacen aluden a que su consumo se ha dado desde hace siglos. Hoy en día existe la comercialización de dos tipos de Cordyceps: la variedad militaris (imagen) y sinensis. El consumo regular de Cordyceps mejora el rendimiento físico, mejora la respuesta de nuestras defensas, promueve el vigor y es una excelente alternativa para consumir después de un prolongado cansancio (como cuando estás enfermo u hospitalizado por un largo periodo). 

CHAGA


Imagen: Sclerotia de Inonotus obliquus. 

Este hongo crece en los climas y bosques templados del hemisferio norte, como Siberia, Canadá, Escandinavia y algunas partes frías de los Estados Unidos. Tradicionalmente es cosechado de manera silvestre y preparado como infusión para ayudar a estimular el sistema inmunológico aunque también, se puede moler en polvo y consumir de esa manera para conseguir la misma cantidad de beneficios. Cuando es cosechado de manera silvestre es una de las fuentes más ricas en antioxidantes, especialmente por la presencia del ácido betulínico, un poderoso compuesto que es estudiado para combatir el estrés oxidativo. 

REISHI 


Imagen: Hongo Ganoderma spp. 

En China es conocido como como Ling Zhi, alegórico a longevidad y espiritualidad. El Reishi, (Ganoderma lucidum) se ha utilizado en la medicina tradicional china durante más de 2,000 años. En la naturaleza, el Reishi crece de varios colores, y las variedades rojas y negras son las que ofrecen los mayores beneficios para la salud por su alta concentración de triterpenos y beta glucanos.La adenosina es uno de los compuesto activos en el Reishi, se ha visto que ayuda a la vasodilatación y puede reducir la viscosidad de la sangre, inhibir agregación plaquetaria y mejorar los niveles de oxígeno en la sangre (Geng et al. 2017).  Según el investigador chino Ma G, la actividades neuroprotectoras del Ganoderma pueden contrinuir a contra restar el desarrollo de Alzheimer, los estudios de este investigador han observado beneficios en la neurogenesis.

 

LION’S MANE O MELENA DE LÉON


Imagen: Hongo Lion's Mane o Melena de Léon (Hericium erinaceus)

La rareza de este hongo lo hace uno de los más valorados en Asia. La medicina tradicional china lo llama “houtougu” y “yamabushitake” en Japón. Estudios clínicos ( Rzymski, 2017)  han demostrado que, el consumo del Lion's Mane, además de mejorar la función cognitiva y conferir neuroprotección, también contribuye a mejorar los síntomas de depresión, ansiedad y los trastornos del sueño. Es una alternativa muy interesante como profilaxis para la demencia y el Alzheimer.  

SHIITAKE 


El Shiitake, ha sido por cientos de años una fuente popular de alimentación en Asia. Hoy en día ocupa el segundo lugar en el mercado mundial de hongos basado en la demanda de los consumidores. La gran cantidad de componentes biológicos presentes en Shiitake son los contribuyentes de su potencia farmacológica contra la hipertensión, hiperlipidemia y complicaciones cardiovasculares, inmunidad deprimida, trastornos hepáticos y cáncer. También posee efectos para disminuir el riesgo de desarrollar aterosclerosis y que puede ser un excelente preventivo para enfermedades cardiovasculares y combatir a obesidad. Sus componentes nutricionales incluyen polisacáridos bioactivos como el β-D-glucano, hetero glucano, xilomanano, lentinan y eritadenina; vitaminas (B2, B12, D2) y fibra dietética. 

CHAMPIÑÓN DEL SOL 


Fue descubierto en Brasil en una región donde se observó que las personas viven vidas más largas y más saludables que el promedio. Hoy en día es un hongo cultivado en China, Japón y Brasil para la venta y consumo como medicamento. Se consume para prevenir o complementar las terapias contra el cáncer, la diabetes tipo 2, el colesterol alto, arteriosclerosis, la hepatitis B, problemas digestivos como la colitis ulcerosa y la enfermedad de Crohn. Otros usos incluyen la prevención de enfermedades cardíacas, osteoporosis y úlceras estomacales. El consumo del extracto puede mediar la respuesta de las defensas contra alergias especialmente al consumirse an

 Referencias:
Geng P, Siu KC, Wang Z, et al. (2017.) Antifatigue Functions and Mechanisms of Edible and Medicinal Mushrooms. BioMed Research International. 

Ma G, Yang W, Zhao L, et al. (2018). A critical review of the health-promoting effects of mushrooms nutraceuticals. Food Science and Human Wellness 7: 125–133

Rzymski, P.; Niedzielski, P.; Siwulski, M.; Mleczek, M.; Budzyńska, S.; Gąsecka, M.; Poniedziałek, B. (2017). Lithium biofortification of medicinal mushrooms Agrocybe cylindracea and Hericium erinaceus. J. Food Sci. Technol., 54, 2387–2393

Compartir


DETRÁS DE MICO CORAZÓN